El oro chino

CompartirShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Share on RedditEmail this to someone

Expansión publicaba recientemente la noticia sobre el fondo que para invertir en oro han creado los chinos. El interés de China en el oro viene de lejos e impulsa el movimiento de internacionalización del yuan y de la desdolarización global en el mercado de divisas y en el comercio.

 

La hegemonía del dólar cada vez más puesta en duda

 

Tras los Acuerdos de Bretton Woods, la hegemonía del dólar se ha basado en la eclosión del comercio mundial desregulado, en el hecho de que el petróleo cotice en dólares y en el poderío militar de los Estados Unidos.

 

Pero la formidable expansión comercial impulsada desde Pekín ha cambiado las cosas y los chinos saben que, apoyándose en ésta, pueden avanzar en la internacionalización de su moneda para lograr, como mínimo, compartir con los americanos la hegemonía en el mercado de divisas. Lo que no ha logrado Europa con el Euro, sí lo pueden conseguir los chinos quienes, conscientes de la dificultad de lograrlo, llevan años acumulando oro como vía de respaldo del yuan y como reserva de valor que asiente su poder financiero en todos los ámbitos.

 

El fondo de oro chino

 

Este fondo consiste en un vehículo de inversión internacional controlado por China que tiene previsto alcanzar un valor total de cerca de 15.000 millones de euros y en el que ya han decidido tomar parte más de 60 países. El fondo invertirá en la minería del oro en países situados a lo largo de la denominada Ruta de la Seda.

 

Con el desarrollo de este fondo, los chinos incrementarán su influencia en la fijación de los precios del oro y podrán ser protagonistas en la adquisición de oro por parte de los inversores institucionales, especialmente en lo que a los bancos centrales se refiere.

 

¿Qué está haciendo el precio del oro?

 

La última tendencia alcista del oro finalizó hace cerca de cuatro años. Desde entonces, la cotización del oro ha ido perdiendo valor aunque con episodios de fuertes rebotes ligados a momentos en que determinados riesgos financieros y geopolíticos (dudas sobre la continuidad del euro, invasión de Ucrania por Rusia, etc.) se ponían de manifiesto y el oro funcionaba como activo refugio. En el año en curso, el oro ha tenido un comportamiento de ida y vuelta con tres fases diferenciadas: tras subir con fuerza en enero, acabó cayendo al final del primer trimestre y empezó entonces a remontar hasta reflejar en la actualidad un comportamiento casi plano en el acumulado del año.

 

La evolución del precio del oro en los mercados financieros es muy difícil de prever. Los movimientos de la oferta y la demanda son siempre relevantes (para aquél que esté interesado, la web del World Gold Council facilita estos datos con todo detalle). Pero son los factores macroeconómicos y los mencionados riesgos de tipo geopolítico los que tienden a marcar los puntos de inflexión en la cotización del oro.

 

El precio del oro puede recuperar la senda de crecimiento

 

Más allá de la conjunción de oferta y demanda, existen varios elementos que apuntan a una recuperación de la cotización del oro, como son:

 

  • El peor comportamiento de la economía en EEUU.
  • Las compras de Rusia y China son crecientes (Rusia es el quinto país poseedor de oro y China le sigue por ahora en sexto lugar).
  • El cambio de tendencia por parte de los bancos centrales de los países desarrollados que están de nuevo acumulando oro como forma de diversificar activos y para contar con una reserva de valor que refuerce sus balances en caso de estallido de burbujas.
  • La guerra de divisas que está ocurriendo para liderar el comercio internacional y en la que parece que Rusia y China pueden crear una alianza.
  • La posible vuelta de la inflación en caso de que la tendencia en los precios del petróleo recupere la senda alcista.
  • La ausencia de alternativas seguras de inversión en los mercados financieros por el bajísimo nivel de los tipos de interés en todos los plazos de la curva.

 

No sé si el resultado final de todo ello podrá suponer el fin de la hegemonía del dólar, pero sí considero probable que la conjunción de todos esos factores pueda provocar subidas en la cotización del oro.

 

¿Invertir en oro?

 

Desde el punto de vista inversor no recomiendo especular con el oro. No obstante, sí considero conveniente diversificar las posiciones de renta variable en algunos fondos de inversión con perfil multiactivo que cuentan en sus carteras con inversiones ligadas al oro que actúan con frecuencia de cobertura en momentos de caídas fuertes de mercado. No sabemos lo que finalmente va a pasar con Grecia, el posible default y su eventual salida del Euro pero, como siempre apunto, hay que gestionar pensando también en lo inesperado y no sólo en lo improbable.

 

www.icapital.es

twitter: @GSantos_A

CompartirShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Share on RedditEmail this to someone

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *